Un regreso agridulce

Por: T. Morales Orozco

emigrar-supone-experiencias-que-antes-no-habiamos-vivido-antes
Sergio Delgado. Psicólogo Terapeuta (www.psicologiaenlared.com)

Hay diversos argumentos para dejar pasar el tiempo y no regresar junto a quienes dejastes en tu país. En el fenómeno de la migración hay múltiples razones para cada caso, personales o circunstanciales, pero una razón común es el deseo y la esperanza de comenzar una nueva etapa y lograr una mejora en la vida personal.

Yo, volví a casa después de cinco años. Siempre me daba largas, siempre pospuse mi regreso. Me dediqué a conocer el país donde resido; me decía que los 15 días de vacaciones que me daban en el trabajo eran pocos, ¡no me bastaban!. Hubo años en que mi situación económica no me lo permitió. En el fondo, me había bloqueado. No quería que supieran que trabajaba en otras áreas fuera del periodismo. Sentía que había decepcionado a mi familia.

Para mí, cinco años fueron días, semanas y meses que viví añorando todo, absolutamente todo. Que aunque trataba de estar pendiente, siempre me invadían las angustias. Cuando no tenía noticias, me llenaba de preocupaciones. Si estaban bien, si había pasado algo malo, si tenían trabajo. Todo ello me generaban depresiones, aunque no se lo decía ni se lo contaba a nadie. Lloraba mucho y sola; me culpaba por eso. Mi única compañera era una radio que me acompañaba todas las noches, me cuidaba cuando me quedaba dormida.

El psicólogo social Gary Wood comenta en un artículo del diario inglés BBC Mundo, que “la gente puede experimentar melancolía por mudarse a otra calle u otro lugar”. Todo se trata de cómo manejemos el cambio. Mudarse a lugares nuevos implica tener menos “puntos de anclaje”, agrega, y “algunas personas toleran esta ambigüedad (en sus vidas) mejor que otras”.

fenomenos-psicologicos-cuando-se-migra
Sergio Delgado. Psicólogo Terapueta (www.psicologiaenlared.com)

¿Cuestión de opción o decisión?

Cuando iba camino a la casa, pasé todo el viaje con dolor de estómago. No me concentraba en el libro que pretendía leer. Me levanté 50 mil veces para ir al baño, la ansiedad se apoderó de mí. Iba contenta pero rara a la vez.

En el aeropuerto, esperando recoger las maletas, miraba cada dos segundos hacia la cristalera para ver si mi mirada se encontraba con la de ella, mi mamá. El corazón me latía a mil por hora, se me iba a salir. Estaba ansiosa, nerviosa. Cuando la vi, le levanté la mano; y le sonreí sin parar. Y cuando por fin salí, la abracé muy fuerte no me quería separar de ella, parecía yo una osa perezosa agarrada a un árbol. Lloré y ella también.

Nadie en mi casa, sabía de mi llegada, quería que fuera una sorpresa. Cuando me escucharon no se lo podían creer. Mi abuela, mis hermanas, tías, primas y sobrinas salieron en carrera de sus cuartos a confirmar que yo estaba ahí. ¡Tamarita estás aquí!, me dijo una tía abuela. Las abracé mucho, una a una. Nos quedamos conversando hasta bien entrada la madrugada. Recuerdo entre lágrimas que al día siguiente, al verme mi abuelo, lloró de la emoción. Fue la primera vez que lo vi así. Él es mi figura paterna. ¡Una sensación más agridulce!.

anoranzaEstaba excitadísima por estar nuevamente en el calorazo de Managua. Sin embargo, me estrellé con otra Managua; el panorama era totalmente distinto: la familia, las amistades, los colegas y la misma ciudad; ya nada era lo mismo. Mis sobrinas más grandes; mis abuelos un poco más achacosos, los vecinos se habían mudado a otro lado o fuera del país. Mis amigas y amigos con hijos, con otro tipo de vida. La ciudad; también estaba diferente: vi gigantescos árboles de hierro muy coloridos por las avenidas más importantes de la capital, árboles emulando a los naturales; residenciales y centros comerciales nuevos. Me sentía confusa o mejor dicho desorientada. Lo que no cambió fue el alboroto y bullicio así como la suciedad de las calles. Estaba igualito o casi peor.

¿Qué me he perdido? Yo sigo igual, ¡soy la misma! La fotografía que dejé está solamente en mi memoria gráfica. Y aunque con la tecnología veo a la gente que quiero en tiempo real, de alguna manera me restriega que me pierdo algo. Me fui, me perdí, fracasé, me encontré, lo viví, aprendí, me levanté y emprendí nuevamente. Sigo bailando en esta canción de mi vida en que me he prometido encontrarme con mi familia todos los años. Son parte de mi identidad, mi cordón umbilical y me gusta recargar energías al 500% para que me duren todo el año.

Les comparto este vídeo es bastante emocionante el reencuentro. ¡Dale play!

Anuncios

11 comentarios sobre “Un regreso agridulce

  1. Totalmente de acuerdo Tamara esa sensación de regresar es maravillosa, pero donde uno ve los cambios te invade la nostalgia, el articulo me recordó el tiempo que llevo fuera, ahora la tecnología nos permite estar en contacto virtual y a veces me pregunto que sería de mi vida si me hubiese quedado en nuestra tierrita?

    Le gusta a 1 persona

    1. Si es una sensación que te hace sentir como dirían aquí guay, en buen nica, diacachimba pero es parte de la naturaleza humana y de la naturaleza de la migración. El tiempo pasa, nos vamos haciendo viejos dice en la canción Mercedes Sosa. Y vaya si pasa! Somos nosotras que creemos que no cambiamos y si te analizas y revisas sos distinta!
      Un abrazo Aracely
      Tamara

      Me gusta

  2. La ciudad es la misma; talvez no tuviste el tiempo de reposo suficiente para darte cuenta. Tenías que haber escuchado los gallos por la madrugada (aunque sea el de la palomita mensajera), el pregonar de los vendedores matutinos, el estruendo de las nubes de octubre y otras cosas más… Pero sí, da una sensación extraña y remotamente melancólica. Te lo digo yo que he cambiado de cuadra y casa varias veces. Un abrazo Tamara.

    Le gusta a 1 persona

    1. Bueno Edgard es cuestión de percepciones y vivencias. Para mí cambiaron muchas cosas. Te lo juro que sí. Y no me niego a que el país progrese pero que primero se avance en calidades como la salid, educación, se reduzca la pobreza porque sino todo lo demás es puro embellecimiento. Es como decir sos bonita por fuera pero por dentro estás podre o hueca.
      Abrazos
      Tamara

      Le gusta a 1 persona

  3. Si hablamos de percepciones, tanto el FIDEG como el BCN y el Banco Mundial coinciden que la pobreza en Nicaragua, al menos la pobreza extrema, está neutralizada o en reculada. Sin embargo, ningún país sale de la miseria si no alcanza un crecimiento anual que supere los dos dígitos, y eso solamente Chile lo ha hecho en América Latina. No hay que perder las esperanzas porque el esfuerzo es de todos.

    Le gusta a 1 persona

  4. Después de leer esta entrada me pregunto ¿cómo será mi regreso? Ha pasado mucho tiempo desde que inicie el viaje, cierro los ojos y me veo subiendo al avión pensando que pronto regresaré, sin embargo la realidad no ha resultado ser fiel a mis expectativas. Disfruto de mi estancia fuera pero me hace falta abrazar a mis abuelos, mis tíos, volver a ver a mis primos y conocer a los nuevos. Espero pronto poder compartir que regreso a mi punto de partida!!

    Me gusta

  5. Wow,interesante historia Tamara.Bastante relationados con la mia,regrese a nicaragua despues de 10anos.Pero yo alcontrario Feliz de ver mi pais cambiado,nuevas structuras,nueva technolojia.mis amistades iguales.Ellos muy Felices de verme bien.Mi historia es un poco al reves.Yo llegue joven empezo de cero,el idiomati fue fundamental para mi y eso abril mis puertas al exitos a Las oportunidades.Me roadie de gente que me apoyaron,que me empezaron a sobre salir, gente que me adoption practical enter como joven immigrants e ilegal.y eso me hizo elevar mi ego en momento de tristeza,de debilidad,en momento.que queria tira todo por la ventana.Bueno lo importante es no dance por vencido.Hay una frame que me gusta mucho y dice.No important cuantas veces caigas.Lo sino cuantas de levantes.Mi motivation.Felicidades Tama

    Me gusta

    1. Esperanza no me opongo para nada al avance de Nicaragua, todo lo contrario! El asunto es que “esperaba” encontrar todo igual tal cual dejé todo, fui ilusa al ceer así.todo sigue su curso. Y también me alegré unvmobtón de ver a muchas amistades
      Saludes
      Tamara 😉

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s